¿Habitos tóxicos? Acaba con ellos en cuatro pasos

Habitos Toxicos Lidermap¿Habitos tóxicos? No digas que no tienes ninguno. Seguro que, con observarte un poquito, descubres, en ti, hábitos tóxicoscostumbres y manías que te gustaría no tener y de las que te gustaría desprenderte. Comer comida basura, morderte las uñas, fumar, postergar tareas… Es muy probable que, más de una vez, hayas intentado dejar atrás hacer este tipo de cosas (u otras) … y también es probable que te hayas sentido muy frustrado al no conseguirlo. Pues, créenos, es más fácil de lo que crees.

Para dejar atrás en tres pasos:

  1. No digas “Todo está bien”. Ni creas tienes todo “Bajo control

No eres un robot. Así que no hay vergüenza ninguna en reconocerte a ti mismo que te sientes por los suelos. Estás mal, pero eso no significa que no puedas arreglarlo.

  1. Visualizar el peor escenario al que te conducirá ese hábito

Nuestro cerebro puede haberse acostumbrado a asociar placer con la práctica de un hábito determinado… así que lo que tenemos que hacer es reprogramar nuestro cerebro para que asocie dolor al hábito que deseamos eliminar. Por ejemplo, si fumas, puedes empezar a pensar lo que sufrirá la gente que te quiere -y a la que quieres- si murieras a causa de una enfermedad provocada por ese hábito.Habitos Toxicos Lidermap

  1. Derrota por K.O al patrón cerebral

Cuando nuestro cerebro asocia hábito con placer, siempre tira de un patrón para explicar porque lo hace (por ejemplo: comerse las 1.500 calorías de un helado = placer y relajación). Tienes que reemplazar ese patrón. De este modo, nuestro cerebro transforma la respuesta al problema, de negativo a positivo. Por ejemplo, y volviendo al hábito del tabaco -y las terribles consecuencias que puede tener para ti y para los tuyos- en algo positivo… por ejemplo los hermosos momentos que te quedan por vivir con estas personas y que puedes perderte.

  1. Crea un ambiente de apoyo

Habitos Toxicos LidermapMucha gente, después de visualizar y poner en práctica los dos primeros pasos, deja atrás sus hábitos tóxicos. Sin embargo, a veces. Es necesario dar algún paso más para eliminar ese hábito tóxico. A veces, tenemos que crear un ambiente protector, de apoyo y favorable que nos proteja de caer de nuevo en nuestro hábito tóxico (por ejemplo, decirle a tu pareja y amigos que no te animen a fumar “¿alguien sale a tomarse un cigarro?”. Este método de reprogramación cerebral te servirá para la mayor parte de los hábitos tóxicos que tienes en tu vida.

Y, sobre todo, recuerda que no sólo tú tienes hábitos tóxicos. O sea, que no estás sol@. En un momento, u otro, de nuestras vidas, todos vamos a quedar atrapados en nuestros propios círculos mentales, haciendo cosas que nos impiden alcanzar nuestro verdadero potencial. La clave es ser conscientes de ello: conocer estos hábitos y cambiarlos.

LIDERMAP

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *